10 feb. 2014

¿De verdad creemos que "engañamos" a los maestros?


Con el ritmo de vida que llevamos, a menudo o muchas veces, cuando nuestro hijo/a se pone enfermo, lo primero que pensamos no es en su tranquilidad o su salud sino como lo haremos al día siguiente, porque tenemos que ir a trabajar y no tenemos con quien dejarlo. Es así de triste, y así de duro. Así de entrada, este post podría girar en torno a la conciliación laboral y familiar (si queréis leer algun post al respeto aquí lo tenéis) o del concepto mal entendido de guardería como aparcamiento de criaturas, pero no. Mi única intención es reflexionar sobre los tejemanejes que llegamos a hacer los padres.

La situación se da mucho más en tiempo de la guardería (ahora me queda lejos, pero seguro que muchos estáis en esta etapa). La situación es muy frecuente y seguro que os suena . A media tarde, al llegar a casa, el niño/a está apagado y ya intuyes que si le pones el termómetro tendrá décimas. Lo haces... y efectivamente. 38’4.

¿Y qué es lo primero que piensas? ¿Dalsy o Apiretal? Al menos era mi dilema. Una de las gemelas me vomitaba directamente el Apiretal, así que dependiendo de los síntomas, le daba una cucharadita de Dalsy. Pero mientras tanto tú ya piensas en la logística del día siguiente. Yo siempre tenía y tengo la opción de dejar la enferma con una de las abuelas, pero... ¿y si no se tiene esta red tan cercana que pueda ayudarte? Pues muchas veces, por la mañana, como que se encuentran un poco mejor, cucharadita de nuevo de Dalsy o Apiretal y así esperas que la llamada "fatídica" de la escuela para decirte que se encuentra mal no se produzca hasta mediodía y con un poco de suerte habrás salido del trabajo y así podrás recogerlo.


¿De verdad creemos que engañamos a los maestros? Un día, hablaba de este tema con mi vecina, que justamente es maestra de jardín de infancia. Y se reía: "¡No! Lo intuimos a la primera. Es muy fácil saberlo“. "¿Ah sí? ¿Cómo lo sabéis?". "Les preguntamos. Marta (por ejemplo), ¿mamá te ha dado el jarabe naranja o el rojo?”

14 comentarios:

  1. Yo nunca los llevé malos a la guardería, una vez de hecho se levantaron a las 6 de la mañana con fiebre y me tocó llamar a mi madre para que se hiciera 80 kilómetros para quedarse con ellos y otra vez me llamaron directamente de la guardería para ir a recoger al niño porque estaba con fiebre, puedo prometer y prometo que no lo llevé conscientemente malito al cole.
    Es una gran faena y la conciliación una auténtica mentira y cuando tienes dos y encima lejos de todo familiar o ayuda posible sería un milagro que algún día no me tocase llevarlos malitos... y por supuesto que no engañamos al profesor ni de coña... un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola wapísima!
      yo conscientemente tampoco y menos si sabes que se encuentra mal. Pero no diré que algun mañana, que les notabas quizá un poco pachuchas, pues "tientas" la suerte pensando que se encontrará mejor... y es cuando llega la llamada al movil

      ¿Cómo vamos a engañar al profe si pasa cantidad de horas con ellas? Lo más normal del mundo es que los calen antes que nosotros mismos...

      Un beso!

      Eliminar
  2. Ufff tengo la "suerte" de no tener que llevarlo si o si al estar en casa, pero debe ser duro tener que dejarlos malitos y medicados en la guarde...Y que listas las maestras, es que no se les escapa una!! Nosotros somos mas de dalsy, el apiretal solo para turnar en fiebres muy altas. Un saludo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo recuerdo haber visto algún bebecito que se veía claramente que se encontraba fatal, y es muy triste...
      Nosotros tb somos de DALSY, el Apiretal para urgencias, pq no les gusta nada y Estel lo vomitaba... :-(

      un beso!!!

      Eliminar
  3. jajaja muy bueno lo de los colores del jarabe. Tienes toda la razón.
    Un saludo Vir

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Vir, creo que todos tenemos los dos botes en casa, eh?
      :-)

      Eliminar
  4. jajaja !!! Me hace gracia porque mi compañera lo hizo la semana pasada y justo sobre las 11:30 uppps llamada al canto y corriendo a por la nena. En este país la conciliación familiar NO EXISTE !! Con decirte que mis jefes (los dueños, los directos , no) no me hablan desde que supieron que estaba embarazada. Yo tengo la suerte que las abuelas se pelean por querer quedarse con la nieta así que tiraré de ellas, pero quien no pueda que hace .... ???
    Y ahora pregunta de novata total, cual es la diferencia entre el rojo y el naranja ???? jajaja

    Un besote enorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajjajaja Hannah!!!! tranquila, lo descubrirás muy pronto. Las palabras DALSY y APIRETAL pronto formarán parte de tu vida, lamentablemente, porque significa que los pequeñajos no se encuentran bien.
      DALSY es de color naranja. APIRETAL es rojo. :-)

      Eliminar
    2. Hannah, el apiretal es paracetamol (analgésico y antipirético), el dalsy es ibuprofeno (además de lo anterior, antiinflamatorio). El ibuprofeno no está recomendado para bebés de menos de un año, por lo que la opción el primer año ha de ser paracetamol. Estas dos son las marcas comerciales, puedes comprar los genéricos u otras marcas, de hecho yo no uso dalsy, porque tiene un gran contenido en azucar y se ponen como motos, uso apirofreno, que es lo mismo, pero con menos azucar.
      Y sobre conciliación.. no, no existe. Yo me fuí de mi trbajo y me hice autónoma. Menos dinero, pero al menos me ahorro las malas caras que vi los años anteriores hacia mis compañeras con niños pequeños que tenían que salir pitando al pediatra. Falta mucho para que esto cambie :-(

      Eliminar
  5. jajaja !!!! Ya eso me lo suponía, me refería a la diferencia entre ellos ;))

    Un besito

    ResponderEliminar
  6. No sabía que el Dalsy y el Apiretal tienen colores diferentes! Como aquí compro la marca local..
    Es muy triste que los padres tengan que llevar a los niños enfermos al colegio porque no hay otra opción.. Una vez hablaba con mi profesora de búlgaro y me contó que una de las (pocas) cosas buenas del comunismo era que cuando sus hijos eran pequeños podía quedarse con ellos en casa el tiempo que hiciera falta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bufff, la de historias del pasado que puedes recopilar!!!! Recuerdo en Praga en 1992, tomándome cervesas con los abuelos locales la de historias que me contaron! Y en Berlín tambien...

      Un beso wapísima!

      Eliminar
  7. Nosotros aún no estamos en esta coyuntura pero es todo un dilema esto de que cuando estén enfermos no puedas llevarlos al cole ni a la guardería. Desde luego, como madres seríamos las primeras encantadas de poder quedarnos en casa y cuidar personalmente de nuestros bichillos, pero claro ¿cuántas faltas al trabajo con esta justificación nos van a permitir? Poquitas. Yo creo que desde que me he estrenado como madre he comprendido de verdad lo importante que es la salud por encima del resto de las cosas...

    ResponderEliminar
  8. jajaja que mala leche, de todas formas no se les puede engañar trabajan con ellos cada día jajaja. Nosotros si estaba malo no lo llevábamos, ahora que yo podía hacerme cargo, los que no puedan es diferente. Saludos.

    ResponderEliminar