26 sept. 2011

El agradable momento del baño (grrrrarrrgggghhhhbrrrr)


Uno de los tesoros que conservo de aquellas famosas 'maletitas' que te regalan cuando estás embarazada y que teóricamente están llenas de cosas que te serán útiles una vez tengas el bebé ... uno de los tesoros que conservo es un DVD de la marca Johnson's titulado' El agradable momento del baño ' (o algo similar).

Cuando me las dieron por primera vez (las maletitas) me hicieron mucha ilusión. Sólo abrirlas me di cuenta de que eran una campaña publicitaria poco subliminal para embarazadas y que pocas cosas prácticas se podían encontrar dentro. Pero guardé algunas cosas. Y me miré aquel DVD pensando que sería algo práctico.

Y sí señores. La teoría está muy bien. Pero la práctica ya es toda otra cosa. Siendo bebés, mis pequeñas nunca compartieron la idea del momento "agradable". La teoría del baño justo antes de acostarse para que estén más relajadas no funcionó nunca. Comprobamos que les gustaba más por la mañana. Y con mellizas, la hora del baño suponía una logística abismal que en algún momento llegó a requerir la presencia de tres personas.


El operativo cuando eran bebés
Persona 1 baña a la primera niña con la ayuda de Persona 2.
Persona 3 entretiene la segunda niña.
Mientras persona 2 viste la primera niña, persona 3 entrega segunda niña a persona 1 que comienza a asearla. Persona 3 empieza a preparar biberones porque cuando salen de la bañera están muertas de hambre y no pueden ni esperar 2 minutos.
Si no hay una persona 3, los biberones deben estar preparados de antes, pero uno solo tiene que tenerlo todo organizado para bañar-secar-vestir.
Resultado: ellas bañadas, nosotros sudando.

Operativo actual
Nuestra 'relación' con la bañera y la ducha ha tenido momentos de todo (como todas las relaciones), pero aunque hemos probado todos los juegos posibles para entretenerlas, para hacer que el momento del baño sea agradable y no sea sinónimo de llantos ... no acabamos de encontrar la fórmula ideal. "La manguera nooooo !!!!" es el grito de guerra común cuando las estamos bañando, y enjuagarlas es una operación 'complicada'. Lavarse el cuerpo todavía ... pero eso de aclarar la cabeza es como un melodrama de aquellos donde todo es exageradamente exagerado. Y encima, se acaba el verano y el buen tiempo. Ahora, como si fuera poco complicado, pijamas de manga larga, secar bien el pelo y llevar zapatillas. No os lo creeréis, pero acabo agotada de su hora del baño.

Y no os podéis llegar a imaginar cómo odio ese DVD de 'El agradable momento del baño'. Por supuesto, serán bienvenidos todos los consejos, ideas, sobornos, cuentos de hadas o remedios caseros para conseguir un "baño"... venga, me conformo con un baño normal ;)

6 comentarios:

  1. Tranquila, estas a punto de entrar en la fase: ¿quien sale primero?. Yo terminé por colocar una lista de turnos en la puerta de entrada. Te lo comento por si te hace falta... un beso super-mami!!

    ResponderEliminar
  2. Anna, si ho dius tu m'ho hauré de creure i ben creure!
    Una abraçada guapa!
    Núria

    ResponderEliminar
  3. Con mi primera hija me costó 4 años que se bañara/duchara sin peleas. Ahora sólo remuga un poco para el pelo, pero le cuesta salir del agua y eso es todo un logro...
    con los gemelos, nada que ver, sienten absoluta pasión por el agua, en cualquier lugar y circunstancia!!
    Y sí, cuando eran más bebés era toda una logística, ahora con 9 meses directamente siento a uno en el plato de ducha y el otro a mi lado mirando, ducha rápida y el siguiente.

    ResponderEliminar
  4. Gracias por comentar Nely!
    Ya estoy siguiendo tu blog!!!

    ResponderEliminar
  5. Jaja Todos esos videos de puericultura son ciencia ficción. Todo taan bonito y taan relajado. Cuando tienes a la bestia parda entre las manos y no para de llorar ni de revolverse vuelves a la cruda realidad. Si yo con uno las paso canutas para meterlo y sacarlo de la bañera no me quiero imaginar tu lucha con las gemelas. Ánimo. Cualquier días nos aliaremos las mamás reales del mundo y haremos vídeos contando la verdad y toda la verdad.

    ResponderEliminar
  6. Jaja Todos esos videos de puericultura son ciencia ficción. Todo taan bonito y taan relajado. Cuando tienes a la bestia parda entre las manos y no para de llorar ni de revolverse vuelves a la cruda realidad. Si yo con uno las paso canutas para meterlo y sacarlo de la bañera no me quiero imaginar tu lucha con las gemelas. Ánimo. Cualquier días nos aliaremos las mamás reales del mundo y haremos vídeos contando la verdad y toda la verdad.

    ResponderEliminar