4 nov. 2013

"¡Buenos días, señora caries!"



Las niñas no habían ido hasta hoy al dentista. No sé si he tardado demasiado, ni aún sé cuando es el momento adecuado para hacerlo. Pero cuando empiezas a escuchar que no- sé- cuántos - compañeros - de -clase ya han tenido caries, empiezas a alarmarte de verdad. Además, me preocupaba que una de las pequeñas cierre mal la mandíbula y por eso le cuesta pronunciar bien algún sonido...

Así que hoy que las pequeñas tenían fiesta y yo, aprovechándolo, me había pedido el día, pensé que era el momento ideal. Las pequeñas lo tomaban como una aventura, con comentarios tipo “a Martí le sacaron un diente", " Laia fue al dentista y dice que no le hizo ningún daño “... además, esta mañana, viendo ‘El pequeño Nicolás', justamente iba al dentista y salía muy contento. Camino del ambulatorio, Ona me contaba que la omnipresente Peppa también había ido al dentista y "sólo" le había mirado los dientes.

Han querido entrar las dos juntas. Primero Estel. El sofá de dentista le ha impresionado un poco. Me coge de la mano a mí y a su hermana. Dientes perfectos, ni una caries. La doctora me dice que las tiene bien y que no ve complicaciones con la oclusión. Vamos a por Ona. Aquí la cosa ya no va tan bien. Minuto y resultado: dos caries y cierra con un pequeño desvío, de modo que, según me dice la dentista, dentro de un tiempo, tendremos que pensar en un aparato para corregirlo. Esto ya es un golpecito más duro. Nada, toca ponerse las pilas y hacer el máster de los dentistas.



Aprovecho para detallar algunos consejos importantes que hemos repasado con la dentista: 

• Poner muy poca pasta en el cepillo (del tamaño de una lenteja), y sobre todo, intentar que no se le traguen. Y claro, usar cepillos de dientes y dentífricos infantiles hasta los 8 años. 

• Los dientes deben cepillarse tres veces al día... también la lengua. Es importante que los niños se cepillen los dientes solos, pero que los padres lo repasen después (sobre todo las muelas, que a ellos les cuesta más)

• No acostarse nunca con los dientes sucios

• Evitar y reducir alimentos azucarados, como zumos de fruta, caramelos, yogures líquidos... u otros que se quedan muy adheridos a los dientes, como las patatas chips.

No hay comentarios:

Publicar un comentario